Ruta: Home SUPERAR AMS Comunidades Comunidades-AMS Sacerdotes Carta a sacerdote con AMS - Grupo de sacerdotes de EPE

Es posible el cambio

JA slide show

Carta a sacerdote con AMS - Grupo de sacerdotes de EPE

E-mail Imprimir PDF

CARTA DEL GRUPO DE SACERDOTES QUE REALIZAN EL ITINERARIO DE MADURACIÓN INTEGRAL EN EPE

A SACERDOTES CON AMS

Iberoamérica, 22 Octubre 2014

San Juan Pablo II

Querido hermano en el ministerio sacerdotal:

Ante todo queremos presentarnos. Somos un grupo de sacerdotes que estamos haciendo un proceso de maduración integral y sanación de nuestras heridas mas profundas. Este itinerario lo estamos haciendo en Es Posible la Esperanza (EPE) (www.esposiblelaesperanza.com). Allí nos hemos conocido todos y, alentados por nuestra madre la Iglesia, queremos escribirte estas líneas para decirte que la esperanza es posible, que nosotros la hemos encontrado, que efectivamente “la esperanza no defrauda” (Rm 5,5) y que “gratis queremos dar lo que gratis hemos recibido” (cf Mt 10,8).

Seguramente igual que tú, cada uno de nosotros hemos vivido experiencias de mucho sufrimiento, soledad, angustia y en no pocos casos, situaciones de verdadero infierno: incomprensión, etiquetación, rechazo, insultos, confusión, malos tratos (física o psíquicamente), abusos y otras tantas circunstancias, todo lo cual nos ha generado un profundo dolor emocional y ontológico que nos ha llevado a sentirnos inferiores, con complejos, divididos, no queridos o indignos de ser amados… y a su vez esto nos ha hecho caer en adicciones, narcisismo, encerramiento, aislamiento, miedo, sentimiento de desarraigo y hasta en muchas ocasiones hemos vivido una doble vida que nos ha hecho buscar la felicidad que tanto deseamos donde no está, y en lugar de saciar la inmensa sed de amor que anhela nuestro corazón, no hemos encontrado más que lodo, amargura y “muerte”. Nos hemos sentido utilizados, al mismo tiempo que hemos instrumentalizado a otros buscando cariño y aceptación, buscando la masculinidad que creíamos que no poseíamos ni estaba en nosotros.

Quizá igual que tú, desde la rebeldía e inconformidad de nuestro corazón (hecho por amor y para amar en la verdad), siendo conocedores de la incapacidad de vivir auténticamente nuestra vocación y ministerio, nos hemos puesto en búsqueda de la única Verdad que libera de toda esclavitud; desafortunadamente, en muchas ocasiones no la hemos encontrado, ya sea por ignorancia, por desconocimiento, por manipulación de los medios de comunicación o por la presión que el lobby gay y la ideología de género está ejerciendo en nuestros días. En definitiva, “por haber seguido la corriente del mundo presente bajo el jefe que manda en esta zona inferior” (Ef 2,2), el príncipe de la mentira y del mal.

En este camino de búsqueda nos hemos encontrado -cada uno por diversos cauces, y viniendo desde diversas realidades eclesiales- con www.esposiblelaesperanza.com, donde se ofrece un itinerario de maduración de la persona en todas sus dimensiones que, desde la antropología adecuada de san Juan Pablo II y en profunda fidelidad al Magisterio de la Iglesia, nos está ayudando a descubrir y vivir el maravilloso designio de Dios para nuestra vida: la vivencia gozosa de nuestra masculinidad y paternidad espiritual desde un amor auténtico y entregado, como Cristo ama a su Iglesia (cf. Ef 5,25).

Uno de los regalos más grandes, si no el que más, de los que estamos viviendo en EPE, es descubrir cómo las heridas de Cristo curan nuestras propias heridas, y desde la relación íntima y mística con Él poder vivir la santidad a la que todos estamos llamados desde el Bautismo. Porque EPE, por encima de ser una mera terapia reparativa es un verdadero camino de conversión y santidad, que ya está dando muchos frutos en la Iglesia. Nosotros damos testimonio de ello con nuestras propias vidas.

Querido hermano, emprender este camino es duro y fatigoso, donde hay que entregarlo todo y donde no valen las medias tintas. Sin embargo, te aseguramos que si emprendes este itinerario siendo sincero, humilde, constante y abierto al Espíritu de Dios, dejándote acompañar por los hermanos, descubrirás el gozo de vivir la verdad de tu ser varón, cicatrizarán tus heridas, más recónditas y profundas, aprenderás a perdonar y tendrás un corazón manso y humilde como el de Cristo para dar la vida por los hermanos. Te aseguramos que la Escritura se cumple, Dios da el ciento por uno y nunca se deja ganar en generosidad, que para Dios donde abundó el pecado sobreabundó la Gracia y que todo sirve para el bien de los que aman a Dios. Por eso, ten animo y confía.

Queremos terminar diciéndote que nos tienes a tu entera disposición para cualquier cosa que necesites. Cuenta desde ya con nuestra oración, apoyo incondicional y nuestra s absoluta discreción (puedes contactar, si te resulta más cómodo, desde el anonimato).

Un fraternal abrazo en Cristo resucitado vencedor de la muerte y el pecado. ¡Dios te bendiga¡



Grupo de sacerdotes de EPE

www.esposiblelaesperanza.com

Esta dirección electrónica esta protegida contra spam bots. Necesita activar JavaScript para visualizarla

 

AddThis Social Bookmark Button
Actualizado ( Lunes, 27 de Octubre de 2014 19:59 )  

TESTIMONIOS

ICONO - TESTIMONIOS EPE

| Quiénes somos |Mapa del sitio |Recomiéndanos | Quiero Colaborar |Contáctanos |Boletín |